The Legend of Korra, el mejor final posible

Hacía
tiempo que quería ver The Legend of Korra y empecé la serie en el
ecuador de su cuarta y última temporada. Devoré las temporadas a
tiempo para disfrutar del final junto a los demás fans. Un viaje
trepidante, sorprendente y maravilloso que recomiendo a todo el
mundo. Las cuatro temporadas (Aire, Espíritus, Cambio y Balance)
conforman un todo de enorme fuerza narrativa que atrapa al espectador
gracias a una extensa e intrincada mitología y al desarrollo de un
inolvidable grupo de personajes que, en su versión original, son
doblados por gente como J.K. Simmons, Kiernan Shipka, James Remar,
Anne Heche, Lisa Edelstein o Aubrey Plaza.
The
Legend of Korra surgió a raíz del éxito de la anterior serie de
Michael Danti Dimartino y Bryan Konietzko, Avatar: La leyenda de
Aang. Ambas comparten universo pero mientras que las aventuras de
Aang estaban destinadas a un público más infantil, las andanzas de
Korra están enfocadas a un público juvenil y/o adulto. En este
mundo de aires orientales con toques steampunk existen personas que
tienen la capacidad de controlar alguno de los cuatro elementos
(agua, tierra, fuego o aire), incluso algunos consiguen controlar el
metal y la lava. Sin embargo, en cada generación surge un Avatar,
una persona capaz de dominar los cuatro elementos. Korra es el Avatar
y su historia transcurre casi 70 años después de los eventos
narrados en The Last Airbender.
Cuando
conocemos a Korra es una joven inquieta, arrogante, segura de su
poder y de su destino como Avatar. Ella pertenece a la Tribu del Agua
del Sur y se traslada a Ciudad República para aprender a controlar
el aire con el maestro Tenzin (uno de mis personajes favoritos). En
cada temporada, el Avatar debe enfrentarse a una amenaza, a un
enemigo que busca destruir lo que ella defiende y representa. El
peligro del totalitarismo, la tiranía, el radicalismo, el racismo
son algunos de los problemas a los que nuestra heroína y sus amigos
tendrán que hacer frente.
En
la primera temporada su oponente es Amón, líder de los
igualitarios, una secta que quiere acabar con las personas que pueden
manipular los elementos e instaurar la igualdad. Su lucha tiene
sentido pero sus métodos son extremistas y violentos. La lucha de
clases, la desigualdad social, el terrorismo y la opresión de los
más débiles son los temas claves de la primera temporada. Sorprende
encontrar una serie de animación tan ambiciosa, temáticamente
hablando, y tan consciente de lo fundamental que es desarrollar a sus
personajes porque, temporada a temporada, Korra tendrá que
enfrentarse a realidades más complejas que la obligarán a tomar
decisiones muy difíciles. Además, siempre habrá individuos que
anteponen su ambición al bienestar de los demás. Personas que
buscan venganza o sacar beneficio del caos, personas que pueden
romper el equilibrio y a las que no les imparta el sufrimiento que
eso conlleva.
DiMartino
y Konietzko han contado la historia de Korra de manera adecuada. Han
desarrollado buenas tramas y buenos personajes, han dado sentido y
razón de ser a los villanos, han estimulado la épica y el
dramatismo; y, por último, han establecido un viaje de conocimiento
y autorealización para su protagonista digno de ser contemplado. El
Avatar está destinado a traer el equilibrio y la paz al mundo, Korra
recorrerá un largo camino para cumplir su destino. La joven
aprenderá a ser más paciente, más humilde, más comprensiva. La
veremos sufrir y superarse a si misma. Durante los 52 capítulos
aprenderá a escuchar, a enfrentarse a los problemas, a confiar en
los demás.
La
evolución de esta heroína a es una de las mejores que he visto.
Korra es un personaje creíble con sueños y preocupaciones, con
virtudes y defectos. Y aunque la Avatar no llegue a conquistar
vuestro corazón hay varios personajes que lo harán. Uno de los
puntos más positivos de la serie es que Korra no es el único
personaje femenino poderoso, la serie está repleta de mujeres
fuertes como Lin, Asami, Kuvira. Cuando todo el mundo está alabando
a The Good Wife por Alicia o Diane, lo cierto es que deberían estar
mirando The Legend of Korra, serie donde las mujeres son el centro de
la acción y donde tienen poder. Desde la férrea y disciplinada
Lin, pasando por su maternal y creativa hermana hasta la ambiciosa
Kuvira o la espiritual Jinora, todas las mujeres que aparecen a lo
largo de la serie muestran que juegan al mismo nivel que los
personajes masculinos, a veces, incluso, los superan.

Los
creadores abrazaron por completo su compromiso con los personajes y
por eso el final de The Legend of Korra ha estado acompañado de
cierto revuelo mediático. Su decisión de oficializar el Korrasami
ha sido muy valiente y webs tan dispares como io9 o Forbes han
dedicado entradas a la serie. Un aplauso por ese paso adelante y por
la valentía de DiMartino y Konietzko porque pocas ficciones han
tratado retratado tan bien el progreso de una relación entre dos
mujeres.

Recomiendo
el visionado de The legend of Korra y cuando la serie termine, dadle
una oportunidad a Avatar: The Last Airbender porque el universo
creado por DiMartino y Konietzko es tan rico y variado que merece la
pena conocerlo a fondo.

2 comments on “The Legend of Korra, el mejor final posible
  1. Desde luego, el viaje personal de Korra es de lo más interesante de la serie, y de la televisión reciente, ya puestos. Está muy pensado y cuidado, y hay que ver lo que engancha. Para mí fue una gradable sorpresa.

  2. Gran serie (no solo de animacion) Korra es uno de los personajes femeninos mas interesantes que haya visto, todo su viaje estuvo muy bien desarrollado y eso teniendo en cuenta que la serie fue pensada originalmente como una mini serie en el primer libro. Pero la forma en la que unen los libros 3 y 4 es muy buena mostrandonos a Korra completamente rota y su resurgimiento.

    Sobre la escena final de la serie no hay mucho que decir que no se haya dicho, pues fue muy bueno y al menos por mi parte inesperado pues no suelo prestarle atencion a los fanaticos de alguna pareja en general, asi que cuando paso la ultima escena al verla me parecio enorme lo que se animaron a hacer los guinistas por cierto la pose final de Korra y Asami donde se miran ya habia sido vista en la serie en los libros 3 y 4 con otras dos parejas.

    Sobre la serie en general hay que decir que la forma en que cuentan todos esos temas tal vez tan adultos para una serie de animacion esta muy bien llevada, algo que a se habia visto en Avatar: The Last Airbender que a fin de cuentas cuenta un genocidio y el intento de otro pero tal vez de una forma mucho mas suave.

    Tambien los personajes todos tienen su cuota de protagonismo aunque son los personajes feneninos los que tienen mas presencia, como olvidar esa primera escena de Korra siendo una niña diciendo "Soy el avatar, acostumbrate".

    Otra cosa que me parece interesante es que mientras que Avatar: The Last Airbender se trato de el viaje de Aang y como este acepto su destino como el avatar The Legend of Korra trata entre otras cosas de el viaje de Korra para aprender a ser el avatar pues ella siempre acepto su destino.

    En si es una grandisima serie de la que se podria escribir durante horas ojala DiMartino y Konietzko hagan comics de Korra como hacen con Aang o se animen a sacar un nuevo avatar dentro de algunos años aunque esto lo dudo pues dijeron que querian cerrar ya el mundo avatar, pero uno siempre puede soñar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

A %d blogueros les gusta esto: