Barry, asesino con alma de actor

HBO sabe hacer comedias excelentes como Curb Your Enthusiasm, Veep, Flight of the Conchords, Silicon Valley o Insecure. Este domingo estrenó su nueva apuesta Barry, una serie de ocho capítulos un poco más oscura de lo habitual pero que casa bien con la línea de la cadena recordándonos, una vez más, que aunque HBO tiene dramas de mucho peso es en las comedias donde lleva años destacando.

Barry, creada por Bill Hader y Alex Berg (Silicon Valley), es una comedia negra con un poso de melancolía sobre alguien que odia su trabajo y decide cambiar de vida para darse la oportunidad de hacer algo que podría hacerle feliz. ¿No es lo que muchos queremos? ¿No es fácil reconocerse en esa necesidad de evasión? Hader no solo es el co-creador y protagonista de esta historia, sino que también escribe y dirige varios capítulos. El Stefon de Saturday Night Live sorprende con este papel y reivindica su lugar como creador y actor a tener en cuenta.

El piloto

Barry Berkman (Bill Hader) es un veterano de guerra que tras volver a casa ni pudo ni supo reintegrarse. Un amigo de la familia (Fuches interpretado por Stephen Root) le busca un trabajo, un objetivo para que se centre y deje de autocompadecerse, Barry se convierte en sicario. Aún así su vida está vacía y él no parece más que un autómata impulsado por las instrucciones de Fuches.

En el primer capítulo, Fuches le organiza un viaje a Los Ángeles para que cambie de aires y, de paso, lleve a cabo un asesinato para unos mafiosos chechenos. El objetivo es Ryan, un entrenador personal aspirante a actor. Lo que prometía ser un encargo sencillo bajo el sol angelino se complica cuando Barry tiene una epifanía que le lleva a replantearse su vida y su trabajo. Siguiendo a Ryan, acaba haciendo una escena en la clase de interpretación y compartiendo copas con su objetivo y sus compañeros. Por primera vez en mucho tiempo, Barry se siente bien, a gusto, y piensa que eso de la interpretación podría ser bueno para él. ¿Podrá este asesino dejar atrás su vida y convertirse en actor?

El protagonista

A Bill Hader estoy acostumbrada a verlo haciendo humor pero no me costó mucho ponerme en situación con su Barry ya que Hader es uno de esos actores que tienen facilidad para parecer corrientes, ordinarios, del montón; y Barry es una persona que no destaca, que no tiene objetivos ni metas, alguien gris y desconectado de la sociedad, aislado en un bucle de muerte y violencia. Sin embargo, algo despierta en su interior cuando entra en la clase de interpretación, algo que había perdido, la pasión. Por primera vez en mucho tiempo, Barry siente ganas de hacer algo, de participar, de expresarse y esa nueva faceta entra en conflicto con su trabajo como asesino a sueldo.

Hay algo magnético en la tristeza del protagonista. Será interesante participar en el viaje que propone la serie solo por ver esperanza y alegría en esos ojos, y seguro que también preocupación porque a medida que Barry afiance relaciones personales y profesionales en el mundo de la interpretación seguro que su otro trabajo le causará problemas y quebraderos de cabeza.

Veo a Barry como un personaje trágico, alguien perdido, deprimido, solitario que hace lo que hace porque piensa que es lo único que se le da bien pero esa vida no es la que él ha elegido y no sabe si podrá dejarla atrás. Por eso el monólogo que le suelta al profesor de interpretación en el párking es tan efectivo a la hora de conectar con el espectador porque aunque Barry mate gente es alguien reconocible y digno de compasión, vemos que no es una mala persona sino que ha seguido caminos equivocados y consejos horribles que le han llevado a convertirse en lo que es.

En los momentos en los que Barry se transforma disfrutamos de la calidad del trabajo actoral de Hader, cuando está en la clase de actuación su rostro se relaja, su mirada parece más viva, hasta esboza una sonrisa. Uno de las mayores alegrías de esta serie es descubrirnos al Hader más serio y versátil.

Entre los secundarios encontramos al incombustible Henry Winkler como el profesor de interpretación. Tal vez muchos recuerden a Winkler por su paso por Arrested Development o Royal Pains pero es, y siempre será, Fonzie de Happy Days (el hombre que saltó el tiburón). También están la aspirante a actriz Sally (Sarah Goldberg), a quien Barry conoce cuando sigue a Ryan a la clase de interpretación; otra de las estudiantes es D’Arcy Carden (Janet en The Good Place) y entre los mafiosos chechenos encontramos a Anthony Carrigan (Gotham) como NoHo Hank,

Lo que espero

Seguro que lo que sucede con el encargo de la mafia chechena tiene repercusiones a lo largo de toda la primera temporada enriqueciendo la trama y dando más profundidad a la historia. Sería una pena no seguir con esta línea argumental hasta el final y, personalmente, disfrutaría más con una trama horizontal que permee toda la temporada y que presione al personaje al límite.

El tono que han elegido casa muy bien con la interpretación de Hader, hay humor negro y violencia pero esa tristeza que arrastra el personaje, esos momentos en los que es aterrador, impactan. Barry no nos permiten olvidar que la vida y trabajo de su protagonista son horribles; por eso, a medida que este sicario establece relaciones personales y empieza a profundizar en lo que siente, es posible que sufra alguna crisis por su violento pasado. Un apunte interesante será ver si la serie explora las experiencias de Barry en la guerra y si así tenemos un nuevo acercamiento a los veteranos y sus problemáticas, algo que hemos visto en otras comedias como You’re The Worst, One Day at a Time o en el drama de la BBC Collateral, solo por citar ejemplos recientes.

Otro aspecto que me interesa de la serie es su visión de la comunidad actoral de Los Ángeles, el grupo de gente al que se une el sicario y que, por extraño que parezca, le acepta de buen grado.

En definitiva, me interesa lo que cuenta Barry y creo que de seguir la línea marcada por el piloto, estará entre mis favoritas del año.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: